Jujuy | detenidos | Gobierno | San Pedro

"La represión y contravención es un accionar común de Morales", dicen las organizaciones

Una protesta provincial terminó con decena de personas detenidas y heridos tanto del lado policial como de las organizaciones. Desde el lado social brindaron una conferencia de prensa donde repudiaron el accionar y lo tildaron de "represión"; también pidieron la liberación inmediata de los detenidos.

En el denominado “piquetazo”, los movimientos salieron a reclamar en capital e interior por asistencia a merenderos y comedores; además de denunciar la entrega de mercadería para sectores afines al gobierno de Gerardo Morales o los también conocidos como “punteros políticos”.

Al respecto, Sebastian Copelo salió al cruce y dijo que el accionar de la fiscalía de San Pedro fue irregular y apuntó directamente contra Blanco. “Queremos anunciar que seguimos teniendo compañeros detenidos. No sabemos si los van a trasladar o que pasará. Exigimos la inmediata liberación”, dijo.

“La represión y contravención es un accionar común de Morales”, dicen las organizaciones

El segundo punto de la conferencia brindada frente Casa de Gobierno, fue repudiar la “terrible represión y casería que se armó luego de la jornada. No fue solo en San Pedro, hubo compañeros detenidos y heridos con balas de goma además de piedras tiradas por la policía. Es un accionar común del gobierno de Gerardo Morales que repele de esta manera las movilizaciones populares, a través de contravenciones y detenciones”, detalló Copelo.

manifestantes-heridosjpg.jpg

Con el correr de las horas, se comenzó a conocer imágenes de los heridos. Según el líder piquetero, “muchos de los detenidos sufrieron violencia y hacemos cargo al gobierno por cualquier agresión violenta que se ejerza o se ejerció con los detenidos en la cárcel”, explicó.

Estamos aguardando novedades de los abogados. Son 4 mujeres, una embarazada, y 3 varones que siguen detenidos. En Jujuy no se respetan los derechos humanos, a cualquier reclamo la respuesta es represión, persecución política y judicial

Dejá tu comentario