Jujuy | SALUD | paro | colectivos

Por el paro de colectivos, el personal de salud exige movilidad al gobierno

Denuncian que la mayoría no puede concurrir a sus lugares de trabajo o pagar transportes caros y exigen alternativas.

  • Por no tener la posibilidad de pagar el servicio de un taxi o remis, trabajadora de salud dijo que la mayoría del personal está “profundamente afectado” por el paro de colectivos.
  • Criticó a las autoridades por la falta de soluciones a la problemática y exigió al gobierno y sindicato la instrumentación de movilidad alternativa.

Por lo menos dos sectores vitales de Jujuy fueron afectados por los siete días de paro del transporte urbano de pasajeros: el docente y el de salud.

Los primeros afirman que gastan hasta $1.100 diarios para justificar la inasistencia a sus lugares de trabajo. Los segundos, de acuerdo a expresiones de Graciela Flores, una de sus representantes, están “profundamente afectados” por la situación, ya que muchos no tienen dinero para pagar transportes alternativos hasta sus lugares de trabajo, e incluso están imposibilitados de abonar una constancia de inasistencia.

“Nos afecta bastante ya que el sueldo que cobramos no nos alcanza para pagar un compartido o remis. Quienes viven en Alto Comedero y Palpalá pagan hasta $ 2.000 para viajar y trabajar 8 horas, además de hacer el esfuerzo de trabajar por dos o tres personas, porque quienes no pueden pagar no vienen”.

Hay instituciones que no quieren recibir las constancias; a esta situación no la generamos nosotros, es un problema del gobierno, algo en contra, sobre todo del empleado que viene a trabajar”.

“Sabemos de trabajadoras que tienen que caminar 60 cuadras para poder llegar a la colectora donde pasa el colectivo de Palpalá y las mordieron perros”.

Embed - Por el paro de colectivos, el personal de salud exige movilidad al gobierno

“Este gobierno nos está destrozando la vida. Nos dicen que no hay plata pero nos enteramos que hay 27 cargos de funcionarios nuevos. Te da bronca e impotencia tanta mentira”.

“Todas estas situaciones dan bronca; no puede ser que sigamos viviendo la violencia de los gobiernos que se eligen. No importa quién esté arriba, sino que se hagan las cosas mejor, que no nos sigan fundiendo, al país, las provincias y municipios. Estamos perdiendo toda la dignidad como personas. El transporte es un derecho como la comida y el agua”.

“Al que no tiene qué comer no podés exigirle que pague de $ 3.000 a $ 5.000 para venir a trabajar. El gremio tendría que estar viendo cómo solventar esto, al igual que las instituciones, si no es nuestro problema. Que pongan por lo menos movilidad para traer personal. El ministerio debería hacerlo, depende del gobernador. Que ellos den la solución, no nosotros”.

“En vez de tener tantos vehículos para funcionarios, por qué no los ponen para los trabajadores que sostienen la patria y el país”.

Dejá tu comentario