Nacionales | Economía | PBI | CUARENTENA

El PBI se derrumbó 19,1% en el segundo trimestre, la mayor caída histórica

En el segundo trimestre de 2020 el Producto Interno Bruto (PIB) se contrajo 16,2% en términos desestacionalizados respecto del primer trimestre del año, y 19,1% en la comparación interanual frente a igual período de 2019.

  • El Producto Bruto Interno (PBI) cayó 19,1 % interanual en el segundo trimestre del año.
  • Registró una caída 16,2% con respecto al periodo previo.
  • El período incluye la etapa más restrictiva de la cuarentena por el coronavirus.

Como consecuencia de la cuarentena más rígida para contener a la pandemia del coronavirus, y desde un nivel muy bajo luego de años acumulados de recesión e inestabilidad, la economía argentina mostró en el segundo trimestre del año el mayor derrumbe en toda su historia.

La dirección de Cuentas Nacionales del Indec informó esta tarde que el retroceso fue de 19,1% interanual en ese período, por encima del registrado tras la crisis de 2001, que se verificó estadísticamente un año después, en el segundo trimestre de 2002, con una baja que llegó al pico de 16,3%. La retracción fue también superior al peor momento de la crisis financiera internacional de 2009, que marcó descensos de hasta 11,3%, o a los tiempos de cimbronazos cambiarios en el macrismo, que tuvo caídas de hasta 6,2%. Con relación al primer trimestre, la caída fue de 16,2%.

https://twitter.com/INDECArgentina/status/1308481282595319809

El PBI del segundo trimestre fue de $606.993 millones. Todos los indicadores de la oferta y demanda globales que lo componen, y todos los sectores reflejaron números en rojo. La mayor caída fue para la inversión, que se hundió 38,4% interanual (levemente por debajo de la que hubo en 2002). Las importaciones cayeron 30,1%; las exportaciones, un 11,7%; el consumo privado cayó 22,3% -por encima de la baja general y la mayor en la historia- y el consumo público, 10,1%. No hubo sector que se salvara, pero la mayor retracción se observó en Hoteles y restaurantes -rubro íntimamente ligado al aislamiento obligatorio- que registró una baja de 73,4%. La construcción tuvo un descenso de 52,1%; la industria, de 20,8% y el comercio mayorista y minorista, y reparaciones, de 16,9%.

El Estimador Mensual de la Actividad Económica (EMAE), un anticipo del PBI, ya había adelantado estos números. Para abril, el mes en el que el Gobierno impulsó la cuarentena para todas las actividades -excepto algunas esenciales- en todo el país, la economía se había desplomado un inusitado 26,4%. No hay dato en la historia que igualara tal guarismo.

En mayo y junio, las caídas fueron importantes (20,6% y 12,3%, respectivamente), pero se desaceleraron. Incluso, hubo un rebote mensual por la apertura gradual de las actividades. Sin embargo, en julio ese rebote fue menor en la industria y la construcción por la vuelta del aislamiento más estricto por 15 días. Incluso, ese mes algunos datos privados sobre la actividad económica volvieron a mostrar que la economía había entrado en terreno negativo.

FUENTE: La Nación

Dejá tu comentario