Jujuy | Dengue

Los basurales y el temor a nuevas epidemias

El jefe de Epidemiología del Hospital Wenceslao Gallardo, Sergio Barrera, advirtió sobre la proliferación de focos de infección ante el eventual retorno del dengue en la provincia por las altas temperaturas. Los basurales a cielo abierto son una de las mayores amenazas a combatir.

A pesar de que desde el mes de mayo hasta la fecha no se registraron nuevos casos de dengue en Jujuy, el área Salud continúa con el trabajo de prevención debido a que la situación epidemiológica, el clima y la presencia del mosquito Aedes Aegypti en el territorio, son condiciones suficientes para la propagación de la enfermedad.

En 2019 un total de 508 jujeños contrajeron el dengue, una cifra bastante elevada si se tiene en cuenta la posibilidad de casos de dengue hemorrágico.

El dengue grave (conocido anteriormente como dengue hemorrágico)  afecta a la mayor parte de los países de Asia y América Latina y se ha convertido en una de las causas principales de hospitalización y muerte en los niños y adultos de dichas regiones.

El causante del dengue es un virus de la familia Flaviviridae que tiene cuatro serotipos distintos, pero estrechamente emparentados: DEN-1, DEN-2, DEN-3 y DEN-4. Cuando una persona se recupera de la infección adquiere inmunidad de por vida contra el serotipo en particular. Sin embargo, la inmunidad cruzada a los otros serotipos es parcial y temporal. Las infecciones posteriores (secundarias) causadas por otros serotipos aumentan el riesgo de padecer el dengue grave.

Aquí cobra relevancia el hecho de que se haya declarado el alerta epidemiológica por dengue en Latinoamérica y el Caribe.

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) activó el alerta epidemiológica luego de haber registrado más de dos millones de pacientes con dengue en lo que va de 2019, según informó una fuente de esa entidad a la agencia EFE.

En diálogo con Radio 2, el jefe de Epidemiología del Hospital Wenceslao Gallardo, Sergio Barrera se mostró preocupado por la alarmante proliferación de microbasurales en toda la provincia algo que se contrapone con las políticas que se implementan para combatir el dengue.

En ese sentido, el médico remarcó que lo más importante es concientizar sobre el descacharrado.

Acto seguido, advirtió: “ahora tenemos dengue y chicungunysa pero si no hacemos algo se van a sumar otras epidemias”.

En el último tiempo, la cartera de Ambiente de la provincia vienen trabajando en función de la Empresa GIRSU ( Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos), algo no estará funcionando sino hasta dentro de algunos años.

Paralelamente, no se difunden desde el ministerio políticas puntuales y acordes para combatirla problemática.

 

Temas

Dejá tu comentario