Jujuy | vacantes | Instituciones | sorteo

En Jujuy, el futuro educativo de los chicos es una timba

La cartera que preside Isolda Calsina no parece advertir o siquiera contemplar las complicaciones que genera en el estudiantado jujeño la imposicion de los sorteos para cubrir vacantes. El año pasado esto generó una gran controversia que hoy se encamina a repetirse.

En nuestra provincia, el sistema de educación no cuenta con la cantidad de bancos suficientes para la demanda actual. Por segundo año consecutivo, los costos de la impericia del gobierno la pagarán los alumnos ingresantes a primer año.

La resolución nº 4731 del Ministerio de Educación con fecha del 20 de septiembre aprueba el reglamento a ser aplicado a partir del término del ciclo lectivo 2021 en todas las instituciones de educación primaria de la provincia, de gestión estatal y/o privada, social y cooperativa.

El artículo 2 establece que "las instituciones educativas del nivel de educación primaria designarán un solo abanderado por institución, será considerado como representante, el portador de la bandera nacional ubicado en el primer orden de mérito, a los fines del ingreso a primer año en las instituciones del nivel de educación secundaria en donde la demanda supera las vacantes".

La designación será al finalizar el término lectivo y se tomarán las tres mejores valoraciones de cada sección de grado.

La misma correrá por cuenta de una comisión que tendrá la responsabilidad de hacer circular la información y elaborar el orden de mérito conforme a las valoraciones. Directivos, maestros de sexto grado y docentes de materias especiales integrarán la comisión para la designación de abanderados y escoltas.

La metodología del gobierno de la provincia sostiene que en aquellas instituciones educativas donde la demanda supere las vacantes disponibles, se deberá hacer sorteo. Habrá una preinscripción, se hará el sorteo, y luego el ministerio de educación publicará los resultados en la página oficial. El trámite se complementara con la presentación de la documentación reglamentaria en la institución educativa para confirmar la vacante asignada.

Para las vacantes que no fueron confirmadas en la primera instancia, habrá una segunda oportunidad, es decir, el sorteo del sorteo, con la misma metodología.

Pedagogos y sociólogos del mundo sostienen que las escuelas y sus líderes educativos pueden ayudar a los jóvenes a encontrar su lugar en la sociedad, especialmente aquellos que se desarrollan en contextos vulnerables. Los chicos en este país son cada vez más expulsados del sistema y solo la educación será capaz de generarle una malla de contención en este complejo presente.

Sin embargo, lejos de facilitar la permanencia en el sistema, el gobierno parece empeñarse en complicar aún más la situación.

Dejá tu comentario