Nosotras | pestañas |

Mascarillas naturales para pestañas que harán que te crezcan "kilométricas"

Con la ayuda de algunos aceites e infusiones las pestañas crecerán sanas, fuertes y larguísimas.

  • Utilizar productos naturales que las protejan de los daños ocasionados por el exceso de rimel o por no desmaquillarlas correctamente.
  • Mascarilla de aceite de coco, aceite de ricino, té de manzanilla, aceite de oliva, y biotina son algunas de las grandes recomendaciones descubiertas para mejorar el crecimiento de las pestañas.

Las pestañas son una parte fundamental del rostro. Además de proteger a los ojos de impurezas, ayudan a enmarcar la mirada y a resaltar nuestra belleza natural. Por eso, es importante darles el cuidado que necesitan.

Lo mejor para fortalecerlas y hacerlas crecer tanto como queremos, es utilizar productos naturales que las protejan de los daños ocasionados por el exceso de rimel o por no desmaquillarlas correctamente.

Por ello, te proponemos cinco mascarillas naturales que puedes hacer desde tu hogar, y que te ayudarán a tener la mirada de impacto que siempre has deseado.

Mascarilla de aceite de coco

image.png

De acuerdo con un estudio publicado en el International Journal of Trichology, este aceite contiene ácidos grasos que además de hacerlas crecer, aumentan su grosor y disminuyen su caída.

Su aplicación es muy fácil. Solo basta con que remojes un hisopo o cotonete en el aceite de coco, y los pases por tus pestañas superiores e inferiores.

Procura hacerlo durante la noche, para que se absorba adecuadamente. Aplícalo todos los días para mejores resultados.

Aceite de ricino

La doctora y experta en oftalmología, Ilyse Habermas, explica que el aceite de ricino está lleno de componentes naturales, tales como la prostaglandina, que previene la caída de las pestañas y estimula un crecimiento más saludable.

Para aplicarlo, lava tu rostro correctamente y asegúrate de quitar cualquier rastro de maquillaje.

Utiliza un aplicador de rímel limpio y desinfectado, e introdúcelo en el aceite de ricino. Retira el exceso y aplícalo como si fuera una máscara de pestañas. Deja que el aceite actúe durante toda la noche.

Té de manzanilla

image.png

Las propiedades regenerativas de la manzanilla permiten que aportar fuerza, longitud y brillo a las pestañas desde la primer semana de uso, asegura el sitio especializado en salud Medical News Today.

Todo lo que tienes que hacer es sumergir dos pads de algodón en una infusión de manzanilla.

Después, colócalos sobre los ojos durante 15 minutos y retira suavemente. Si realizas este tratamiento por las mañana, también te ayudará a desinflamar y reducir las ojeras.

Aceite de oliva

Es una investigación realizada por la Universidad de La Rioja se descubrió que el aceite de oliva es rico en polifenoles y vitamina C, compuestos naturales con propiedades antioxidantes que permiten acelerar el crecimiento de las pestañas y fortalecerlas.

Aplicalo con las yema de los dedos durante tu rutina nocturna y da un masaje muy suave desde la raíz hasta las puntas. De esta forma lograrás que el aceite se absorba correctamente.

Biotina

Según un estudio publicado por The National Institute of Health, la biotina es esencial para la estructura de la queratina.

Esta proteína se encarga del crecimiento del cabello y las pestañas; además de que promueve la circulación sanguínea a las raíces foliculares, disminuyendo la caída.

Toma una cápsula o ampolleta de biotina (las consigues en farmacias y tiendas de belleza).

Haz un pequeño orificio y coloca la sustancia en la línea de tus pestañas. Espera 15 minutos para que se absorba, y posteriormente limpia tu rostro con un gel facial y realiza tu rutina de maquillaje habitual.

Para obtener mejores resultados, no olvides desmaquillar correctamente tus pestañas y evitar aplicar rímel todos los días. De esta forma, lograrás que crezcan rápidamente y reducirás su caída.

FUENTE: vix

Temas

Dejá tu comentario