NiUnaMenos

Dramático pedido de una jujeña que denuncia violencia de género

Vive en Río Turbio, Santa Cruz; publicó un video en Youtube pidiendo ayuda. Su ex pareja tiene prohibido acercársele, pero ella asegura que viola permanentemente la restricción y amenaza con asesinarla.

Angustia y desesperación. Son las sensaciones que transmite la historia de Natalia Alejandra Tolay, una mujer de 34 años, madre de cuatro hijos, integrante de la policía, que denuncia estar viviendo un calvario en el sur del país. 

Nacida en Jujuy, se instaló en la localidad de Río Turbio, en la provincia de Santa Cruz, hace cinco años. 

Desde hace dos, la traumática relación con su ex pareja, Adrián Tejerina Garnica, se convirtió en un infierno rodeado de golpes y amenazas.

 

Ambos se conocieron en Jujuy y tienen dos hijos en común. Ella lo denunció ante la justicia tanto en Jujuy como en Santa Cruz. Como consecuencia de ello pesa contra Garnica una orden de restricción que le impide acercarse a menos de 100 metros. 

Sin embargo, el amedrentamiento continúa. La mujer exhibe como prueba de ello un chat de Facebook Messenger, donde Garnica la habría amenazado con asesinarla, mofándose de que la policía santacruceña no tomaba en serio sus denuncias. 

Agobiada por la situación, Natalia pide sólo una concesión: que la policía de Río Turbio le conceda un traslado, que le permita mudarse de la ciudad para no tener que convivir más en el mismo pueblo que Garnica. 

La relación evidentemente está marcada por la violencia. Tras la exposición pública de la situación que emprendió la mujer, circularon otras imágenes dónde se ve un violento enfrentamiento entre ambos en plena calle, que termina con los dos en la comisaria, repartiendo acusaciones cruzadas. 

Ella vive la situación con zozobra y desesperación. Llora en las redes sociales y pide ayuda. También lo hizo su madre, con el mismo sentimiento de agobio por lo que atraviesa su hija. Ambas tienen miedo de que pase lo peor. 

El estado ya conoce el caso. Deberá evitar ahora que este drama familiar se convierta en una tragedia.  

 

denuncia-tolay-2-3_2373.jpg

denuncia-tolay-2-3_2373.jpg

Dejá tu comentario