Jujuy | Narcotráfico y política

El obispo de Humahuaca pide “humanizar la política”

“No aprendemos que hay que humanizar la política”, fue la repuesta del obispo de Humahuaca, Pedro Olmedo a las críticas que hizo la Conferencia Episcopal Argentina sobre la  "farandulización penosa" de la política argentina .

Para el obispo Olmedo, “En la política, en una época en que se abre la veda, vale todo. Creo que la Iglesia habló muchas veces; no aprendemos que hay que humanizar la política, que hay que limpiar el rastro un poco. Es una zona franca libre de toda moral, de respeto, hay un  vale todo”. Olmedo coincidió así con el análisis que hizo el máximo organismo episcopal argentino.

El obispo habló además de la corrupción en la política, donde “todo vale; la impunidad y allí no hay reglas de juego”. Además “lo malo es que estamos acostumbrados a nuestro  pueblo a esto”.

Sin embargo, no todo  está perdido, porque “hay signos de que el pueblo piensa. Hemos tenido las elecciones en una zona de nuestra prelatura, parte de Salta y me llama la atención cómo la gente ha personalizado la elección. Por ejemplo ha elegido un intendente de la rama de Romero y el senador de la rama de Urtubey y viceversa. Como que ya no eligen todo el paquete y en lugares pequeños donde se conocen han ido seleccionando. Es significativo, se ve que la gente va aprendiendo”.

Sobre el avance del narcotráfico en toda la Argentina, realidad también observada por la Iglesia argentina en más de una oportunidad, opinó: “Lo del narcotráfico, por activa o por pasiva por todas partes hemos hablado” y refirió como ejemplo el barrio San Francisco de Álava, “al margen del río, es un campo minado. Uno escucha familias, gente y te cuentan lo que tienen allí y está al lado de la ciudad. Allí tienes un modelito de lo que pasa con la droga y el narcotráfico. Es la realidad  y la complicidad de los organismos de seguridad”.

Pidió en este sentido que “la sociedad se caliente un poco más y presione sobre los que más tienen responsabilidad que son los que elegimos para que nos cuiden y gobiernen, con más ejemplo, claridad y transparencia; no hay otra”.

El prelado de Humahuaca evaluó que en la Argentina, no tomamos conciencia sobre la gravedad del caso y se hace siempre alguna actuación.  “Cuando a uno le toca, es muy duro. Uno escucha a familias que están afectadas por esto y realmente es muy fuerte. Pero lo demás estamos allí, como mirando, pero que es bravo, es bravo el tema y en la provincia está metido”.

Según informes recientes, unas 500 mil familias están inmersas en una situación relacionada al consumo de sustancias tóxicas. “Los estados provinciales no tienen una decisión de avanzar y es mucho el silencio. Por algo será, ni siquiera la Justicia de Jujuy quiso hacerse cargo del tema cuando se ha querido plantear el tema de la droga. Nadie lo toca, la justicia federal que está representada en una cosa muy chica en Jujuy”.

Dejá tu comentario