Política | Basura | Jujuy |

El gobierno habla de la basura pero lejos de ella

Los funcionarios jujeños reciben premios por el tratamiento de la basura mientras son los propios vecinos y cooperativas los que lidian con la peor cara de esta problemática.

Los basurales en Jujuy son parte del paisaje que ofrece el Jujuy verde que le vende el gobierno al público en general.

Como todo o casi todo, en la provincia se naturaliza la gestión de la señora Zigarán al frente del Ministerio de Ambiente es muy teórica.

¿Qué quiero decir con esto? En el caso de los basurales a cielo abierto se habla mucho de la basura y del cuidado del medio ambiente pero lejos de la basura. Por eso digo que hay mucha teoría y poca acción. No hay controles y las políticas públicas que en teoría se aplican no se sostienen en el tiempo.

Es decir se toma una medida y a la semana siguiente todo queda en la nada.

¿Será un tema cultural, de idiosincrasia, de desidia? La verdad no lo sé. Lo cierto es que pasa el tiempo y todo sigue igual.

Ahora veamos cuales son las consecuencias que genera esta realidad:

Los basurales producirán entre el 8 y el 10 por ciento de los gases de efecto invernadero provocados por el hombre en el 2025.

Los basurales a cielo abierto dañan la salud y violan los derechos humanos de cientos de jujeños que viven alrededor de ellos.

Para cerrar un basural se requiere un sistema alternativo de gestión de residuos con una planificación adecuada además de capacidad institucional y administrativa.

Por otro lado recursos, apoyo social y consenso político.

¿En siete años cual ha sido el resultado de la gobernanza en materia ambiental de la sra. Zigarán?

El tema no se resuelve y las amenazas para la salud emergentes de los basurales son significativas para las personas.

Las vías fluviales y el aire están contaminados cuyos compuestos tóxicos, viajan largas distancias impactando en la salud de la población.

El gobierno habla de la basura pero lejos de la basura, mientras tanto los basurales son la causa de enfermedades propagando infecciones a través de los roedores, aves e insectos.

Ni hablemos de la quema de residuos en basurales a cielo abierto creando de black carbón que es el agente de cambio climático más importante luego del dióxido de carbono.

Como nunca antes este gobierno ha participado de foros ambientales en el ámbito nacional e internacional. Como nunca antes este gobierno ha tomado financiamiento internacional que, dicho sea de paso, no se sabe en detalle cual es el nivel de endeudamiento en esta materia pero lo concreto es que en el balance no se ve acción y no se trata de una sensación es que todo está igual o peor que antes.

Los municipios son los encargados del control por ordenanza pero la verdad que no hay compromiso fíjese lo que ocurre con los basurales de San Pedro, Perico y Palpalá el daño que están ocasionando es superlativo sin embargo los municipios miran hacia otra parte.

En diputados a la Comisión de Ambiente, cuya presidenta es una sra de apellido Gómez, que se reporta al sr Rivarola y se encarga de obturar todo lo que ingresa en materia de denuncias o pedidos de informes en la materia, obviamente la controla Rivarola para blindar la actividad de LIMSA… y todo es así.

De modo que todo es una puesta en escena. Tenemos un Ministerio de Ambiente que solo hace caja. Municipios que no toman decisiones por temor a represalias desde el Ejecutivo…diputados que bloquean las denuncias y defienden los intereses de otros legisladores que actúan de los dos lados del mostrador…y todo es así.

Como vemos toda la estructura institucional está preparada para favorecer la discrecionalidad, el abuso y el propio beneficio de quienes gozan del poder político.

Nada está pensado para la gente…

Temas

Dejá tu comentario