Jujuy | medidas | CORONAVIRUS | VIRUS

Uso de barbijos en Jujuy: entre la imposición, lo absurdo y lo posible

La noche del domingo, en la conferencia del Comité Operativo de Emergencia, el gobernador Gerardo Morales anunció que desde el viernes 10 será obligatorio el uso de barbijo en los espacios públicos. La novedad volvió a poner a la provincia en el centro de la polémica mientras se plantea el debate sobre la eficacia del barbijo y la capacidad de los jujeños de dar cumplimiento.

  • El gobierno de Morales suma otra directiva al paquete de medidas anunciado para hacer frente a la propagación del coronavirus en la provincia.
  • Al aislamiento obligatorio y la recomendación del lavado de manos permanente se agregó la imposición de usar barbijo en la vía pública.
  • La decisión se enmarca en un contexto de permanentes cambios donde lo que faltan son certezas.

La Organización Mundial de la Salud mantiene su recomendación del uso de los barbijos sólo para personas que presenten síntomas de un cuadro respiratorio agudo por coronavirus.

imagen.png

Sin embargo, los expertos ya plantean la posibilidad de que se reconsidere dicha cuestión atentos a que en el último tiempo surgió la necesidad de buscar medidas contra los infectados asintomáticos o pre sintomáticos. Se sabe ahora que los infectados por coronavirus pueden demorar hasta 14 días sin ninguna señal de estar infectados (tos, dificultad respiratoria, fiebre).

El uso de barbijos, entonces, podría ayudar a contener la propagación del virus.

En este contexto de permanente cambio, el gobierno de Morales, que recientemente estuvo en boca de todos por la decisión de cobrarle a los que vengan a Jujuy lo que sale el test para determinar si tiene el virus, impuso el uso obligatorio de barbijos a partir del viernes 10 de abril.

Más allá de si puede o no contribuir a prevenir el contagio, lo que hace ruido es el hecho de que se haya definido una multa de 1000 pesos para quienes no lo usen.

En una provincia donde muchos jujeños incumplen con la cuarentena y donde los controles no parecen estar la altura de las circunstancias ¿Se puede ejercer una verdadera fiscalización en relación a este aspecto?

El stock se ha agotado en la mayoría de las farmacias y los de preparación casera requieren de un recambio permanente y no tienen una probada eficacia.

El gobierno una vez más impone su criterio pero con una clara improvisación sobre la marcha.

Lo cierto es que el impacto del virus en las personas todavía no es del todo claro y no hay evidencia científica realmente consolidada, la mayor parte de está siendo aún discutida.

Muchas son hoy las disyuntivas entorno al uso de los barbijos y las circunstancias que lo ameritan.

La posibilidad de confeccionarlos es una variante que se propagó rápidamente y hasta los instructivos ya son uno de los temas más buscados en internet pero esa práctica se vería regulada por la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) cuyo propósito es la protección de la salud humana, garantizando que los medicamentos, alimentos y dispositivos médicos a disposición de los ciudadanos posean eficacia. ¿Qué sucedería si los barbijos que realizamos no están esterilizados adecuadamente?

Florencia Cahn, presidenta de la Sociedad Argentina de Vulcanología y Epidemiología, sostuvo en El Colectivo (programa que se emite por Canal 2): “Es un virus que conocemos hace menos de 4 meses, por lo tanto, a medida que se va acumulando la evidencia científica, hay cosas que pueden ser diferentes a los que pensábamos”

“En base a esto, algunas recomendaciones de expertos y de la propia OMS se están reviendo si en determinadas circunstancias no sería de utilidad el uso de un cubre boca que no es lo mismo que un barbijo. El barbijo es para los que tienen síntomas y para el personal de salud. Hay determinadas situaciones que lo prevén en caso de que no se pueda cumplir con el distanciamiento del metro y medio”.

No obstante eso, la médica aclaró que la situación epidemiológica de Argentina es diferente a la de otros países y dentro del territorio entre las propias provincias.

El infectólogo, Raúl Román, miembro del Comité Operativo de Emergencia señaló: “La indicación del uso del barbijo para el sistema de salud no ha cambiado para el personal sanitario. La recomendación para la comunidad es que lo use el que tienen síntomas respiratorios. Para que no haya dispersión de gérmenes. Las personas sanas que deban salir a la calle y deban ir a zonas con mucha gente y no puedan cumplir con la distancia deberían usar un cubre boca”.

“Lo que se anunció ayer en el COE fue parte de un paquete de medidas junto a lavarse las manos con agua y jabón y quedarse en su casa”.

“La OMS no se ha expedido aun claramente. Nos estamos adelantando a una situación. Hay que darle una herramienta de protección a la gente”.

Otro Infectólogo, Eduardo López, consideró absurdo cobrar una multa a quienes no lo usen: El barbijo en la comunidad siempre es un tema de controversia. Hay estudios que parecerían indicar que tienen alguna utilidad. El barbijo no es ni totalmente eficaz ni totalmente inservible. Hoy está la limitante de que no hay tantos para la compra. Es demasiado poner una multa.

Así en la iniciativa anunciada por el gobernador comienza a devenir un sinfín de dudas que deben ser evacuadas rápida y concretamente para poder continuar cumpliendo con las medidas sanitarias y contrarrestar el virus de la población. La idea está planteada, la concreción de la misma será el desafío.

Dejá tu comentario