Policiales |

Marcha en pedido de justicia por el joven asesinado en el barrio San Isidro

"Me quitaron la vida, nadie me va a devolver a mi hijo", declaró la madre de la víctima.

  • La convocatoria se realizará este jueves a partir de las 18 horas en Plaza de los Inmigrantes para marchar hacia Plaza Belgrano.
  • Vecinos de la zona reclaman mayor seguridad, a menos de un mes del asesinato de Franco Rivera.
  • A la fecha hay dos detenidos.

Este jueves 5 de marzo familiares y amigos de Franco Rivero convocaron a una marcha en pedido de justicia por el joven que fue asesinado el pasado 21 de febrero en el barrio San Isidro de la ciudad de San Salvador de Jujuy.

La concentración comenzará a partir de las 18 horas en la Plaza de los Inmigrantes para marchar hacia plaza Belgrano.

A mí me quitaron la vida, a mí nadie me va a devolver a mi hijo, así haya justicia. Mi hijo tenía futuro, era un chico bueno... Yo sé el hijo que crié con tanto esfuerzo para que vengan de la noche a la mañana y me lo maten”, expresó la madre de Franco, Analía Sempertegui.

La mujer además contó que fue gente que salía de una casa, donde aparentemente se habría dado una fiesta. Los agresores interceptaron al joven con intenciones de ‘tirar la bronca’, ya que no fue asaltado como se dijo en versiones preliminares. Dos sujetos lo abordaron y uno le dio un puntazo provocando su muerte.

“Él venía con un grupo de amigos, no sé si de tocar o de bailar, y fue ahí donde sucedió el hecho y lamentablemente la ambulancia tampoco llegó. Me tengo que quejar de la ambulancia que se ha demorado una hora cuando podrían haber hecho algo por mi hijo”, expresó indignada la mujer.

“Lo vieron tirado, se murió y ni siquiera me buscaron a mí para decirme señora falleció”, continuó el relato Analía, quien añadió que vio morir a su hijo mientras esperaba la ambulancia.

image.png

La mujer informó que por el violento hecho hay dos detenidos pero que hay una mujer, pareja de uno de los acusados, que también tendría que estar tras las rejas porque presenció el episodio e encubrió a los maleantes al permitirles ingresar a su domicilio.

Estoy destrozada, destruida, me falta algo, tengo un vacío en mi pecho, confesó la madre de la víctima entre lágrimas. Estoy destrozada, destruida, me falta algo, tengo un vacío en mi pecho, confesó la madre de la víctima entre lágrimas.

La mujer arremetió contra la inseguridad de la zona donde, a pesar del aumento de presencia policial, continúan ocurriendo hechos delictivos. Sin embargo, agradeció al ministro de seguridad, Ekel Meyer y el intendente “Chuli" Jorge por su accionar tras anoticiarse de la muerte de Franco.

Dejá tu comentario