Mundo |

La reina Isabel le puso un freno a la renuncia del príncipe Harry y Meghan Markle a sus funciones

A través de un escueto comunicado, señaló que "llevará tiempo" resolver la situación. Los duques de Sussex habían expresado su intención de "independizarse financieramente". El escándalo en la familia real británica amenaza con agigantarse a medida que pasan las horas. Luego de que el príncipe Harry y Meghan Markle anunciaran que renuncian a las funciones que tienen como duques de Sussex para "independizarse", la reina Isabel II, en un frío comunicado de tan solo dos oraciones, les puso un freno.

  • El príncipe Harry y Meghan Markle anunciaron su renuncia a las funciones reales.
  • "Son problemas complicados que llevarán tiempo para resolverlos" dijeron desde la familia real.
  • El destino final de Harry y Meghan parece ser los Estados Unidos o Canadá

"Las discusiones con el duque y la duquesa de Sussex están en una etapa temprana. Entendemos el deseo que tienen de adoptar un enfoque diferente, pero estos son problemas complicados que llevarán tiempo para resolverlos", señaló en forma escueta, en la cuenta de Twitter oficial de la familia real.

The Royal Family on Twitter

Más temprano, la pareja había anunciado que daba un paso al costado en sus funciones dentro de la estructura real del Palacio de Buckingham para independizarse financieramente.

"Después de muchos meses de reflexión y discusiones internas, hemos elegido hacer una transición este año para comenzar a forjar un nuevo papel progresivo dentro de esta institución. Tenemos la intención de dar un paso atrás como miembros seniors de la Familia Real y trabajar para ser financieramente independientes", escribió la pareja en un largo comunicado publicado junto a una imagen del día en el que se anunció el compromiso.

Desde hace meses que Harry y Meghan Markle están distanciados de su familia, tanto del príncipe William como de Carlos, el heredero del trono. La única que mantenía una buena relación ellos era la reina Isabel, aunque desde las fiestas la grieta se agigantó. Con este comunicado quedó claro el tono distante que hay con el hijo más chico de Lady Di y su esposa.

A mitad de noviembre, los duques de Sussex anunciaron que no iban a pasar ni Navidad ni Año Nuevo en el Palacio de Buckingham, como es habitual, sino que iban a viajar a los Estados Unidos para alejarse de las presiones mediáticas que recibieron durante todo 2019. Inclusive mandaron en forma individual un saludo para las fiestas.

El destino final de Harry y Meghan parece ser los Estados Unidos o Canadá, ya que en el texto dado a conocer este miércoles revelaron que se mudarán a América del Norte, como una decisión tomada.

FUENTE: TN

Dejá tu comentario