Jujuy |

Continúan los problemas en la "interminable" obra de la Ruta Nº1

Abandono, semáforos que no funcionan y montículos de tierra, así se encuentra la obra que el gobierno prometió terminar en febrero.

  • El estado de las rutas jujeñas sigue siendo precario y no hay intervención por parte de las autoridades.
  • La ruta N°1 de Palpalá muestra un notable estado de abandono.
  • Hasta el párroco de la zona pidió que finalicen la obra.

La flamante obra pública de ruta N°1 en Palpalá sigue envuelta en la polémica. Desde la licitación, en octubre de 2013, comenzó a ejecutarse en el año 2014 y a la fecha mantiene un notable estado de abandono; montículos de tierra en rotonda, semáforos sin funcionamiento, paseo de los Santos sin desmalezar y la promesa de finalización para febrero.

Cabe recordar que pasaron 8 años desde que el gobernador Eduardo Fellner anunció la construcción de la obra. La gestión de Morales la reactivó en el año 2016, pero a la fecha no se pudo terminar. Las imágenes hablan por sí solas, si bien las inclemencias climáticas no favorecen la preservación del asfalto, el abandono deja al descubierto las falencias en la construcción.

Pero la Ruta N°1 de Palpalá no es la única que requiere la intervención de las autoridades. La ruta 53 de Perico se encuentra llena de pozos, roturas y baches. La situación en la ruta 43 de Monterrico no es diferente y los vecinos expresaron su indignación por la poca contención que reciben para solucionar la problemática.

Al caso de Palpalá se suma al estado de las rutas de toda la provincia, cuya única solución por parte de la Dirección de Provincial de Vialidad es rellenar con piedras y pintar con brea los grandes pozos. Tema aparte merece el desmalezamiento, que pone en peligro la seguridad de los vecinos, ya que algunas personas alertaron que estos espacios son utilizados por los delincuentes para esconderse y sorprender a sus víctimas.

Lo mismo ocurre con los semáforos, donde a la fecha ya se registró al menos un accidente anual en los últimos 5 años.

Hasta el párroco pidió por favor que se termine la obra

La ruta N°1 es la entrada al Santuario de Río Blanco, un lugar muy visitado por locales y turistas, en este marco el Padre Héctor Barrera implora a las autoridades que se avancen con los trabajos. "Espero que María sea nuestra esperanza, la esperanza activa en la caridad y el amor para dejar de prometer lo que no cumplimos", expresó el religioso.

"Ojalá que en este 2020 podamos tener no solo la Ruta 1 terminada, sino los anuncios de los accesorios, seguimos con los pozos y las cosas que faltan por terminar", concluyó Barrera.

Dejá tu comentario