Cómo aliviar el dolor en el talón con 6 remedios naturales | Jujuy Al Momento Jujuy Al Momento

Jujuy al Momento

Vida sana

Cómo aliviar el dolor en el talón con 6 remedios naturales

El dolor en el talón, una condición que también se conoce como talalgia o talodinia, es un problema que se puede originar por múltiples factores.

A menudo se desarrolla por el uso de calzado inapropiado o por un golpe en la zona; sin embargo, también se da por malas posturas al correr o caminar, presencia de callos y diversas enfermedades.

Si bien suele ser leve y de carácter esporádico, quienes lo padecen prefieren tratarlo para no tener que sufrir esa incomodidad por varios días.

Por suerte, además de los ungüentos y productos farmacológicos, hay remedios de origen natural que ayudan a calmarlo gracias a sus propiedades antiinflamatorias.

¡No dudes en probarlos!

1. Vinagre de manzana

vinagre-de-manzana

El vinagre de manzana es un producto multiusos que suele emplearse con varios fines medicinales. Entre esto se destaca como un antiinflamatorio y calmante, idóneo para disminuir los dolores causados por lesiones en el talón.

Ingredientes

  • 2 tazas de agua (500 ml)
  • ½ taza de vinagre de manzana (125 ml)

Preparación

  • Hierve las tazas de agua, viértelas en un barreño y agrégales el vinagre de manzana.

Modo de uso

  • Sumerge los pies en el líquido, cubriendo el talón, y déjalo durante 15 o 20 minutos.
  • Repite su uso hasta sentir una mejoría.

2. Sales de Epsom

La clásica terapia con sales de Epsom continúa vigente como una solución para calmar diversas dolencias que afectan los pies. Estas controlan la inflamación y reactivan la circulación para reducir los síntomas en poco tiempo.

Ingredientes

  • ½ taza de sales de Epsom (100 g)
  • 3 tazas de agua (750 ml)

Preparación

  • Diluye las sales de Epsom en la cantidad indicada de agua caliente y vierte la solución en un barreño.

Modo de uso

  • Sumerge el talón durante 20 minutos y seca con cuidado.
  • Úsalo a diario hasta sentir alivio.

3. Hojas de salvia y vinagre de manzana

salvia

En este tratamiento aprovechamos para combinar las propiedades del vinagre de manzana con la acción analgésica y antiinflamatoria que contienen las hojas de salvia.

Es una terapia de uso externo que puede apoyar el tratamiento de lesiones, dado que calma la inflamación y mejora la circulación.

Ingredientes

  • 6 hojas de salvia
  • ½ taza de vinagre de manzana (125 ml)

Preparación

  • Tritura las hojas de salvia y ponlas a hervir en una olla con el vinagre de manzana.
  • Déjalo a fuego bajo durante 5 minutos y espera que repose a temperatura ambiente.

Modo de uso

  • Sumerge un paño de algodón en el líquido y fíjalo sobre la zona afectada.
  • Deja que actúe 2 horas y enjuaga.
  • Repite su uso 2 veces al día, durante 3 o 4 días.

4. Aceite de oliva y aceite de clavo

Esta interesante combinación de aceites nos brinda un producto terapéutico para relajar los talones después de sufrir una lesión o tras realizar un esfuerzo físico significativo.

Su acción antiinflamatoria afloja el tejido muscular contraído y mejora la circulación de la sangre para proporcionar, poco a poco, una agradable sensación de alivio.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de aceite de oliva (32 g)
  • 1 cucharada de aceite esencial de clavo (15 g)

Preparación

  • Mezcla el aceite de oliva con el aceite esencial de clavo y caliéntalo en el microondas.

Modo de uso

  • Comprueba que la temperatura es apta para la piel y frótalo con suaves masajes.
  • Déjalo absorber sin enjuagar y repite su uso 2 veces al día.

5. Vaselina y pimienta de cayena

Cayena

Este ungüento con propiedades antiinflamatorias puede servir como complemento para relajar los talones en caso de sufrir golpes o cualquier tipo de traumatismo.

La capsaicina, compuesto activo de la pimienta de cayena, actúa como analgésico y antiinflamatorio, favoreciendo el alivio del dolor y rigidez.

Ingredientes

  • 3 cucharadas de vaselina (60 g)
  • ½ cucharadita de pimienta de cayena en polvo (2 g)

Preparación

  • Pon a derretir la vaselina al baño María y mézclala con la pimienta de cayena en polvo.

Modo de uso

  • Una vez se solidifique el producto, toma la cantidad que consideres necesaria y frótala sobre el talón con un suave masaje.
  • Repite su uso 2 veces al día.

6. Tintura de árnica

La tintura de árnica es un remedio popular para el tratamiento de los dolores externos. Su efecto calmante controla el dolor causado por los golpes. A su vez, sirve en el tratamiento de desgarros, distensiones y problemas musculares.

Ingredientes

  • ½ cucharadita de tintura de árnica (2 g)
  • 2 cucharadas de aceite de oliva (32 g)

Preparación

  • Combina la tintura de árnica con el aceite de oliva.

Modo de uso

  • Masajea el producto sobre el talón y déjalo actuar sin enjuagar.
  • Úsalo 2 veces al día si el dolor persiste.

¿Sufriste un golpe o lesión en el talón? ¿Tu calzado te dejó una sensación de cansancio? Prueba alguno de los remedios mencionados y combate este problema.

Fuente: mecuroensalud.

Cargando ...